Noticias

El SAS hará unas macro oposiciones para integrar a 8.000 empleados de las empresas públicas sanitarias

La decisión está ya tomada y su puesta en marcha va a ser inminente. El Servicio Andaluz de Salud (SAS) va a convocar en este trimestre una macro oferta pública de empleo para integrar a los cerca de 8.000 empleados adscritos a las cinco agencias públicas empresariales que gestionan 21 hospitales comarcales y de alta resolución repartidos por toda la comunidad autónoma. La Consejería de Salud y Familias, que dirige el médico Jesús Aguirre (PP), planea sacar a concurso todos aquellos empleos que están ocupados por interinos y celebrar unas oposiciones al final de este mismo año. Una vez «estabilizados» en sus puestos, el siguiente paso será la incorporación de toda la plantilla de las agencias sanitarias al SAS, en las mismas condiciones laborales que los 94.241 profesionales que ahora tiene en nómina.

Actualmente, conviven dos sistemas de gestión paralelos: por un lado está la macro agencia administrativa del SAS y, por otro, cinco entidades instrumentales. La diferencia radica en que su personal se rige por el Derecho Privado, aunque estén bajo la tutela de la Junta, en lugar del Derecho Público que impera en el SAS. Son las agencias públicas empresariales sanitarias del Bajo Guadalquivir, Costa del Sol, Hospital Alto Guadalquivir, Hospital de Poniente de Almería y la Empresa EPES, que gestiona los servicios del 061 y Salud Responde.

Esta suerte de sanidad paralela, creada entre los años 1993 y 2006, da trabajo a 7.843 profesionales, según la información recogida en la memoria de los presupuestos de la Junta de Andalucía para 2020. El capítulo de personal de las cinco sociedades consume 429,35 millones de euros.

En líneas generales, las condiciones laborales y retribuciones de sus empleados son peores que las de los profesionales adscritos al SAS, fruto de convenios colectivos propios, al margen del que regula al personal funcionario y laboral de la Administración General de la Junta.

El SAS se convertirá en la mayor agencia pública sanitaria de España, con más de 102.000 empleados

Tanto los trabajadores interinos que obtengan su plaza como los laborales fijos que dependen de las citadas agencias empresariales pasarían a tener la condición de personal estatutario, al igual que la actual plantilla del SAS. Es decir, su relación contractual con la administración pública se canalizará a través de un estatuto o normativa propia después de superar un proceso selectivo (las mencionadas macro oposiciones)y de adquirir su plaza bajo nombramiento oficial.

Sobrecoste

El cambio en las condiciones laborales acarrea un «sobrecoste» para el erario público que está por afinar. «Tiene una repercusión económica que estamos dispuestos a asumir en aras de darles mejores condiciones a los trabajadores y mejor servicio», declara a ABC el gerente del SAS, Miguel Ángel Guzmán.

La iniciativa empieza a tomar forma tras un somero esbozo en los presupuestos de la Junta de 2019, los primeros que aprobó el Gobierno de coalición del PP y Ciudadanos.

La determinación de llevar a cabo este proceso de integración en el SAS es firme. «Vamos a abordarlo porque el sistema público debe tener una gestión única y entendemos que todos los trabajadores que estén bajo su paraguas deben tener las mismas condiciones», agrega Guzmán, que defiende que su incorporación al SAS acabaría con un sistema que «crea agravio» entre profesionales con la misma categoría. Preguntado por las oposiciones y el peso que tendrá la experiencia laboral previa, avanza que «se va a establecer una nota de corte», como en las últimas pruebas del SAS. «Primero se tiene que aprobar el examen y luego se cuentan los méritos. Con la suma de ambos conceptos se elabora el listado de las plazas», puntualiza.

Este directivo sabe de lo que habla. Antes de ser nombrado gerente del SAS en el mes de noviembre, Miguel Ángel Guzmán llevó el timón de la Agencia Empresarial Sanitaria Bajo Guadalquivir, que emplea a 964 personas y gestiona los hospitales de Alta Resolución de Utrera, Sierra Norte, Lebrija y La Janda, y los Hospitales San Sebastián de Écija y de Morón.

En la Consejería de Salud han tanteado a los sindicatos de la sanidad, pero sin llegar a abordar el asunto en las mesas sectoriales y los comités de empresa. En principio, no ven con malos ojos la integración proyectada. «No tiene sentido que en una comunidad autónoma existan dos sistemas paralelos donde los mismos profesionales tengan convenios, retribuciones y condiciones distintas», explica Rafael Carrasco Durán, presidente del Sindicato Médico Andaluz (SMA), mayoritario en las agencias. La información de que disponen es todavía escasa.

«No sabemos cómo, con qué dinero y cuál es su plan», añade. «Muchísimas veces lo hemos preguntado y no nos han dado datos numéricos; será cuestión de sentarse y hablarlo, porque queremos que el proceso respete la igualdad de derechos y condiciones». CCOO envió en noviembre un escrito al consejero para pedirle negociar y «clarificar» la integración de las agencias sanitarias. No habrá que esperar mucho para conocer los pormenores del proceso. Antes de abril empezará a correr el reloj con la convocatoria de la oferta pública de empleo que va a convertir al SAS en la mayor agencia pública sanitaria de España.

Fuente: sevilla.abc.es  28/01/2020

Categorías:Noticias

1 reply »

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .